Unión Europea teme insuficiencia de fondos para sus objetivos climáticos

0
3723

El Tribunal de Cuentas de la Unión Europea advirtió el lunes que podría no haber fondos suficientes para cumplir los ambiciosos objetivos climáticos del bloque.

El Tribunal de Cuentas —la institución encargada de la fiscalización y el control de las cuentas de la UE— hace la advertencia en un momento en que el bloque de 27 países miembros batalla por mantener su imagen de líder mundial en la consecución de la neutralidad climática, debido a la lucha política en el poder legislativo de la UE para impulsar medidas de protección ambiental.

En un informe de 63 páginas, el tribunal también señaló que la Comisión Europea, brazo ejecutivo de la UE, no incluyó todas las emisiones de gases de efecto invernadero en sus cálculos, lo que podría dar lugar a estadísticas demasiado optimistas. Los autores del documento también consideran demasiado opaca parte de la contabilidad de la comisión.

En cuanto a su conclusión sobre la financiación, el tribunal detalló que 30% del presupuesto de 2021-2027 debía destinarse a medidas a favor del medio ambiente, es decir, unos 87.000 millones de euros (95.000 millones de dólares) al año.

“Esta cantidad es inferior al 10% de la inversión total necesaria para alcanzar los objetivos de 2030, estimada en alrededor de 1 billón de euros al año”, señala el informe.

Los auditores se quejaron de no tener “información de que se vaya a disponer de fondos suficiente para alcanzar los objetivos de 2030, en particular del sector privado”.

La comisión también informó que los Estados miembros carecen de ambición colectiva para alcanzar el objetivo de eficiencia energética para 2030, que ya había demostrado ser el más difícil de alcanzar para 2020.

Los auditores señalaron que los objetivos para 2030 son mucho más ambiciosos y afirmaron “haber encontrado hasta ahora pocos indicios de que esta ambición se traduzca en medidas suficientes”.

Esto pone a la UE en una situación difícil. El martes, el Parlamento Europeo tiene prevista una votación en comisión sobre un plan de restauración de la naturaleza que ha dividido profundamente al bloque. El plan forma parte de un proyecto mucho más amplio para que la UE sea climáticamente neutra para 2050.