Pese a las advertencias del gobierno miles de salvadoreños desfilaron en el Dia Internacional del Trabajo

0
620

Pese a las advertencias de que el Estado interpretaría las marchas anunciada por los distintos sectores de trabajadores del país como un apoyo y respaldo a los grupos pandilleros, miles de salvadoreños marcharon este domingo 1 de mayo, para conmemorar el día Internacional del Trabajo.

Los trabajadores convocados por las distintas agrupaciones laborales del país, llegaron desde tempranas horas de la mañana a puntos estratégicos de San Salvador para realizar las marchas, otros pernoctaron en el parque Libertad a pesar de que funcionarios del gobierno dijeron que quienes marcharan, a sabiendas de que las marchas serían interpretadas como un apoyo a los más de 20.000 pandilleros que han sido capturado como parte de una estrategia oficial de “guerra contra las pandillas”. Hasta el momento de elaborar esta nota periodística no se había reportado ninguna captura.

La primera marcha en salir fue la de la Confederación de Trabajadores Salvadoreños (CNTS), que partió frente al Ministerio de Hacienda y avanzó sobre el bulevar de Los Héroes y el Instituto Nacional de los Deportes (INDES) para desembocar en el centro histórico de San Salvador. Todas las marchas convergerían en la plaza Cívica Gerardo Barrio, frente a la Catedral Metropolitana, pero algunas se disolvieron antes de arribar a su destino.

Entre las organizaciones que sobresalieron durante las marchas estuvieron la Alianza Nacional El Salvador en Paz, el Bloque de Resistencia y Rebeldía Popular (BRRP), que asegura aglutinar a 34 organizaciones más y la Coordinadora de Movimientos Populares que se concentró en la UES.

Por su parte, el gobierno llevó a cabo una concentración de trabajadores en las afueras del centro comercial Metrocentro, donde tenía planeado hacer públicos diversos anuncios considerado por el ministro de trabajo Rolando Castro como de gran trascendencia nacional. Entre los sindicatos que atendieron el llamado del gobierno estuvieron ASTRAM, SIGESAL Y SUTRAMITRAPS, así como la Asociación General de Empleados Públicos y Municipales (Agepym).

Debido a las advertencias del gobierno, que vinculó las marchas a una estrategia de apoyo a las pandillas y especialmente a los pandilleros que han sido capturados durante los últimos 33 días, y dejar abierta la posibilidad de que los participantes en la conmemoración del Dia Internacional del Trabajo serían capturados “en cualquier lugar y cualquier momento”, el país enfrentó en las últimas horas una oleada de críticas de distintos países así como de organismos internacionales que dijeron estar preocupados por la violencia que pudiera desatarse en un supuesto enfrentamiento de las autoridades con las organizaciones populares.

Voceros del gobierno aseguraron que los retenes de policías y soldados en distintos lugares del pais pero especialmente en los puntos de acceso a la ciudad capital, desarrollaron una actividad preventiva para evitar que personas armadas se mesclaran con los activistas sociales que desfilaron este domingo para conmemorar el Dia Internacional del Trabajo.