La modelo argentina que murió entre asesinos en una cárcel de Guatemala

0
601

En la mañana del lunes 18 de julio, un grupo de hombres armados arrojó una granada y disparó a quemarropa contra el excapitán Byron Lima Oliva (46 años) en una sala de reuniones del penal guatemalteco de Granja Pavón. El militar, condenado a 20 años de prisión por el asesinato en 1998 del obispo Juan Gerardi , murió en lo que se ha conocido como una disputa por el control de la cárcel.

Junto al ex capitán Lima, la policía encontró 12 cuerpos, entre los que figuraba el de la argentina Joanna Birriel, una joven modelo de sólo 24 años. Tras la conmoción en Argentina llegaron preguntas ineludibles: ¿Quién era Joanna Birriel? ¿Por qué acompañaba en la cárcel a Lima, considerado el preso más poderoso y temido de Guatemala?

El silencio de la familia de Birriel disparó todo tipo de elucubraciones alrededor de la presencia de la joven en Granja Pavón y el tipo de vínculo que mantuvo hasta su muerte con “El Rey de las Cárceles”, como se apodaba a Lima. En la prisión conocían a Joanna como “la mujer del capitán” y en un primer momento los medios de Guatemala no dudaron en considerarla “la esposa de Lima”. Sin embargo, no era extraño ver en las redes sociales fotos del detenido con jóvenes modelos dentro del penal.

A los rumores más obvios, aquellos que hablaban de una relación amorosa entre un criminal poderoso y una joven bella, siguió un relato menos cinematográfico pero no por ello poco sorprendente. Para eso bastó con consultar al entorno íntimo de Joanna. La joven tenía pareja estable en Guatemala y, según sus amigos, la relación que mantenía con Lima Oliva era “laboral”.