Centro Histórico de San Salvador se prepara como escenario para inversiones

0
628

La comuna de San Salvador prepara el Centro Histórico de la ciudad capital para impulsar importantes inversiones en el sector hotelero y turístico, aseguró un vocero de la alcaldía metropolitana.

Con el objetivo de lograr el reordenamiento en un área donde destacan importantes edificaciones como la Catedral Metropolitana, el antiguo Palacio de Gobierno y el Teatro Nacional, entre otras, la Alcaldía de San Salvador avanza en la liberación y limpieza de al menos 200 cuadras en el centro, ocupadas por vendedores y comercios improvisados.

El Ministerio de Economía anunció en 2022 que existe una inversión de 1,2 millones de dólares para construir hoteles en el centro de la ciudad capital y en la playa, lo que sin dudas ofrecerá una nueva dinámica para el turismo, como ocurre en otras naciones de la región que desarrollan esta vertiente de turismo histórico y patrimonial con buen resultado.

Luego de prometer reacomodo a muchos vendedores de la zona, se observa un ingente movimiento de obreros que trabajan en el cableado subterráneo en la avenida España y en la calle Darío, mientras se limpian de negocios las aceras que, incluso, impedían ver la fachada de edificios patrimoniales.

Según el edil capitalino, Mario Durán, el reordenamiento de esta parte de la ciudad atrajo ya a supuestos inversionistas, entre ellos una empresa hotelera que busca poner su marca en esta parte del país.

Durán, en una entrevista televisada, dijo que “hay una empresa muy importante que va a hacer una gran inversión hotelera en la zona de la calle Gerardo Barrios, lo cual vendrá a dinamizar y a generar otras condiciones y esta viene con parqueo. Hay nuevas reglas de juego y esto nos permite construir estas opciones”.

La proyección es impulsada por el presidente Nayib Bukele y la ministra de Turismo Morena Valdez, quienes apuestan por este sector para alcanzar un mayor dinamismo de la economía salvadoreña.

Esta zona tiene una tradición en la industria sin humo, pues antes del terremoto del 10 de octubre de 1986 era uno de los sectores donde se ubicaban grandes hoteles que entonces quedaron en ruinas.

Por otra parte, la remodelación de muchas edificaciones antiguas, bares, restaurantes, entre otros centros, pueden aportar un entorno de lujo a los turistas, algo que según Durán recibirá el apoyo de la comuna.