Canciller Martínez niega que el retiro de los Cuerpos de Paz sea por violencia en El Salvador

2
1183

El Canciller de la República, Hugo Martínez, negó el miércoles que algún miembro de los Cuerpos de Paz (Peace Corps) de los Estados Unidos de Norteamérica haya sufrido algún tipo de la violencia que sufre el país.

Los Cuerpos de Paz de los Estados Unidos informaron sobre la suspensión de sus programas por la inseguridad en El Salvador, pero el canciller, Hugo Martínez, desmiente la publicación de la organización estadounidense.

“Hemos estado en permanente contacto con la embajada (de Estados Unidos), con el Departamento de Estado y los Cuerpos de Paz, (y) ninguno de sus miembros de los Cuerpos de Paz han tenido ningún incidente aquí en el país, es una decisión temporal y es una decisión que obedece a una valoración global”, por los problemas de seguridad que afrontan en otros países, dijo el canciller Martínez a periodistas.

Martínez llegó a responsabilizar la violencia en el continente africano como responsable de la salida del organismo de El Salvador. “Han tenido que tomar esta decisión porque en otras latitudes sobre todo en el Continente Africano hubo incidentes en los últimos tiempos con los miembros de los Cuerpos de Paz”, dijo.

En un escueto comunicado publicado en la página web de la embajada estadounidense en El Salvador, el organismo anunció “la suspensión de su programa en El Salvador debido a la situación de seguridad actual” y dijo que continuará monitoreando la situación de seguridad con la colaboración de la embajada de los Estados Unidos para determinar cuándo se pueden reanudar los programas.

Analistas consideran que la organización de ayuda de los Estados Unidos no tiene ningún interés en malinformar la situación salvadoreña.

Los Cuerpos de Paz llegaron a El Salvador en abril de 1962 y actualmente cuentan con 160 voluntarios que trabajan en cuatro sectores, agro-silvicultura y educación medio ambiental, salud y sanidad rural, desarrollo juvenil y desarrollo municipal.

La suspensión se produce en momentos que hay una recrudecimiento de la violencia, en su mayoría generado por las maras o pandillas que tiene presencia en barrios y colonias populares de todo el país.

El gobierno salvadoreño insiste en desmentir la situación que aqueja a la población en general y responsabiliza a la prensa por tener un problema de “apreciación” de la violencia que abate el país.

Se espera que la primera semana de febrero el presidente Salvador Sánchez Cerén informe de cambios en su gabinete de Gobierno, en especial en el gabinete de Seguridad, que lo ha arrastrado a tener las peores notas en una encuesta en la historia moderna salvadoreña.

Comments are closed.