Oficialismo cambió la distribución política de El Salvador

0
383

La Asamblea Legislativa aprobó el martes reducir el número de municipios de 262 a 44 luego de un intenso debate que evidenció las contradicciones existentes entre el oficialismo hegemónico y la oposición política del país.

Los diputados del partido oficialista Nuevas Ideas (NI) y sus aliados aprobaron la noche del martes la propuesta presentada por el presidente Nayib Bukele.

La Ley Especial para la Reestructuración Municipal, que contiene 13 artículos y entrará en vigencia a partir del 1 de mayo de 2024, fue aprobada con los votos de 67 de los 84 diputados del Congreso.

Votaron en contra de la normativa los diputados de los partidos opositores Alianza Republicana Nacionalista (ARENA), el Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), Nuestro Tiempo y VAMOS.

De acuerdo con el dictamen leído durante la sesión plenaria, con la reducción de los municipios se «fortalece la institucionalidad, se elimina la burocracia, se combate la corrupción y el despilfarro de fondos públicos».

Además, según el documento, se generará «un considerable ahorro para el Estado de hasta 750 millones de dólares».

Con la reducción, los municipios pasarán a ser distritos municipales (262) que integrarán los 44 municipios divididos en los ya establecidos 14 departamentos.

40 de las 44 localidades estarán dirigidas, cada una, por un concejo municipal integrado por 10 miembros. Las demás (4) serán dirigidos por concejos municipales de entre 14 y 16 miembros.

En contra de alegatos de la oposición, que la normativa tiene fines electoreros, el presidente del Legislativo, Ernesto Castro, reiteró que este cambio no afectará el calendario electoral de 2024, cuando se votará por consejos municipales.

Por su parte, la diputada Claudia Ortiz, de VAMOS, dijo que con esta modificación se evita que alcaldes corruptos rindan cuentas a sus electores y aseguró que este cambio es “precipitado, inconsulto con el pueblo y carente de estudio” para su aplicación.

Marlenes Funes, del FMLN, dijo que el presidente Bukele utilizó a los alcaldes para sus planes electorales y le mintió al pueblo.

Nayib Bukele pidió a los diputados, en el marco de su discurso de cuarto año de Gobierno el pasado 1 de junio, que aprobaran la reforma antes de los comicios de 2024.

El mandatario aseguró que «muchos alcaldes solo se dedican a robar o ven qué beneficio personal sacan de los recursos de la gente».

Sin embargo, diversos analistas han señalado que esto responde a intereses electorales del Ejecutivo y del partido oficialista Nuevas Ideas.

«Lo que nosotros analizamos de la intención de reducir el número de municipios y diputados es que responde a un cálculo electoral, a una proyección electoral de parte del partido oficial y del presidente», dijo a periodistas Eduardo Escobar, director de la organización opositora Acción Ciudadana.

Añadió que, a su juicio, esto buscaría «generar las condiciones para que el partido Nuevas Ideas obtenga o retenga la mayoría en la Asamblea Legislativa y también obtenga el mayor número de concejos municipales para mantener el control del territorio».

Escobar subrayó que la reducción de los municipios buscaría contrarrestar el «descontento de la gente con la gestión municipal que ha sido deficiente en algunos casos y que le significaría perder municipios, o sea perder poder y eso no lo permite la narrativa del Gobierno».