Generales piden a CSJ que no autorice extradición de compañeros de armas

1
931

Generales y coroneles en situación de retiro se solidarizaron el martes con sus compañeros de armas que están siendo perseguidos por requerimiento de la Audiencia Española y pidieron a la Corte Suprema de Justicia que declare la no procedencia de la extradición que estos solicitan.

Esta fue la primera vez que, desde la firma de los acuerdos de Paz, los militares en situación de retiro se presentan públicamente con tanta representación.

Entre el grupo de militares figuran generales y coroneles retirados que en determinado momento de la historia del país conformaron el alto mando de la Fuerza Armada.

En el pronunciamiento, demandaron de la Corte Suprema de Justicia una resolución expedita respecto a la situación por la que atraviesan sus compañeros de armas, acusados de haber participado intelectualmente en el asesinato de los curas jesuitas, en noviembre de 1989.

“Hacemos un llamado a la Corte Suprema de Justicia a que reitere que la extradición no procede, como ya lo ha hecho en el pasado, y pedimos a las autoridades que cesen de perseguir a los demás militares, porque esto se ha convertido en una persecución política y debe dejarse de ver así”, dijo el general retirado Humberto Corado.

Los generales que en determinado momento conformaron el  alto mando de la Fuerza Armada, agregaron que, continuar con el proceso es “abrir heridas del pasado” que ponen en riesgo los Acuerdos de Paz.

“Estas heridas del pasado solo van a hacer que pongamos en riesgo los Acuerdos, entonces lo que hay que hacer, y porque le conviene al país, es darle vuelta a la página y olvidarnos del pasado”, dijo el general Juan Martínez Varela.

Asimismo hicieron un llamado al Procurador de los Derechos Humanos, David Morales, a que “no intervenga en este caso”, porque según los militares retirados es un caso que ya fue superado judicialmente en el pasado y que España quiere revivirlo “pasando por encima de la soberanía y justicia de El Salvador”.

Los militares cuestionaron enfáticamente la visión parcializada del Procurador de los Derechos Humanos a quien tildaron de activista de izquierda por su posición a favor de las oenegés y otros grupos que constantemente atacan a la Fuerza Armada.

Al final de su exposición los militares repitieron el lema institucional de la fuerza armada: “La República vivirá mientras viva el ejército”.

Comments are closed.