FGR investiga a ex presidente Mauricio Funes por tráfico de influencias

9
1104
El expresidente Mauricio Funes estaría siendo investigado por la Fiscalía General de la República.

Una comisión especial de la Fiscalía General de la República (FGR), integrada por tres agentes especializados, investiga al expresidente Mauricio Funes Cartagena para determinar si está involucrado en el delito de tráfico de influencias por el que el ex presidente brasileño, Luiz Inacio ‘Lula’ da Silva, esta siendo investigado en su país.

Los fiscales investigan todos los pormenores del proyecto de construcción de El Chaparral, en el rio Torola, San Miguel, desde que este se inició en 2008.

Una fuente cercana a los investigadores de la FGR aseguró que el Ministerio Público busca determinar con certeza la naturaleza de los obstáculos alegados por la empresa constructora por lo cual abandonó los trabajos en más de una ocasión.

Entre los obstáculos con los que la empresa constructora trató de justificar sus incumplimientos y falta de avance de la obra, fue el misterioso movimiento de una montaña que, según ellos, cambió de lugar haciendo imposibles los trabajos.

Después de haber sido suspendidos los trabajos en más de una ocasión, la CEL extinguió el contrato con Astaldi, la empresa italiana que inició la construcción de la presa en 2012, por lo cual tuvo que pagar más de $108 millones.

Los fiscales investigan si la premura que tuvo Mauricio Funes para llegar a un acuerdo con la empresa italiana, en lugar de defender al Estado frente a un litigio internacional con el que su gobierno fue amenazado, tuvo otros motivos, entre ellos, la contratación del gigante de la construcción brasileño Oderbrecht.

“Hubiéramos pagado mucho más si vamos a juicio” habría manifestado el ex presidente Funes en su momento.

La fuente aseguró que la investigación se viene realizando mucho tiempo atrás, lo que en su momento le valió al Fiscal General severos enfrentamientos con el entonces mandatario, pero que esta se ha incentivado luego que el Ministerio Público de Brasil reveló una escandalosa red de tráfico de influencia a favor de Odebrecht en la que el principal investigado es el ex presidente Luiz Inacio ‘Lula’ da Silva, patrocinador de Funes.

Uno de los puntos de la investigación fiscal podría estar encaminada a determinar si el ex presidente Funes, quien repetía vehementemente durante su gobierno estar influenciado por el entonces presidente del Brasil, habría sido “convencido” por su homólogo brasileño para otorgar el contrato de construcción de la represa hidroeléctrica a Odebrecht.

“Mi referente es Lula del Brasil” decía repetidamente el ex presidente salvadoreño.

Además de los viajes realizados por Lula a El Salvador, también se investiga al ex presidente Funes relacionando sus viajes a Brasil donde se llegó a decir que estaba haciendo millonanias inversiones.

La Fiscalía brasileña investiga varios viajes realizados por Lula a países como Panamá, Venezuela, República Dominicana , Ghana y El Savador que fueron costeados por Odebrecht, empresa que ha admitido haber pagado algunos de esos viajes, aunque ha negado que el expresidente trabajase como su consultor.

Odebrecht es la cabeza visible de un esquema de sobornos a políticos y de inflados costos de proyectos de construcción que, lo cual es investigado por la Policía y la Fiscalía del país suramericano.

El Fiscal General de la República, Luis Martínez, ha manifestado en otras ocasiones que investigaciones como la que se está llevando a cabo contra el ex mandatario, son muestra de que las instituciones están funcionando y que son necesarias en cualquier país democrático.

El fiscal reconoció que la ciudadanía y algunos sectores particulares del país no se percatan del trabajo que realiza el Ministerio Público porque este no se lleva a cabo con fines mediáticos.

En relación a la iniciativa del ministerio público brasileño de investigar a Lula, los fiscales que tienen a su cargo la investigación en El Salvador son del critero de que que si el expresidente brasileño fue capaz de ver con un crédito del BNDES recibido por la constructora Odebrecht, por un valor de 1.600 millones de dólares por lo cual viajó a las Naciones Unidas, entonces todos los países mencionados deberían ser investigados.

El fiscal Martínez se ha referido en algunas de sus declaraciones asegurando que las averiguaciones, ante sospecha de delitos, no implica concretar una denuncia contra el ex presidente Funes ni contra cualquier organismo.

Con respecto al anuncio hecho por el presidente de CEL, David López Villafuerte, de que en fecha próxima se reiniciarán los trabajos de construcción del proyecto de El Chaparral, la fuente aseguró que no existe impedimento alguno ya que los obstáculos han sido quitados judicialmente.

Mientras, la presidenta de Asamblea Legislativa de El Salvador, Lorena Peña, del FMLN, contrario a una declaración en un programa televisivo, rechazó la idea de establecer una comisión especial para investigar el caso de El Chaparral asegurando que podrá tratarse de una persecución política.

Comments are closed.