El coronavirus amenaza la celebración de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020

0
1152

La ansiedad provocada por el coronavirus hace dudar de que los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 vayan a celebrarse.

La tensión que se está viviendo, a nivel mundial, con la expansión del coronavirus está generando un estado de alarma en una gran cantidad de sectores, entre ellos, el deporte.

Incluso, el Comité Olímpico Internacional (COI), ha tomado cartas en el asunto pronunciándose al respecto, en relación con los Juegos Olímpicos (JJOO) que están previstos para este verano en Tokio.

Dick Pound, exnadador y abogado canadiense, miembro más antiguo del organismo olímpico, se pronunció el pasado martes respecto a esta situación, comunicando que se ha procedido a otorgar un plazo de tres meses con el objeto de decidir sobre la viabilidad de la organización y celebración de los JJOO.

A pesar de que Tokio es un país completamente distinto a China, lugar donde emergió el actual virus, la expansión que está teniendo el mismo, genera un clima de ansiedad puesto que no se puede asegurar, al menos de momento, la seguridad de los deportistas.

En otros ámbitos del deporte, como por ejemplo el fútbol, ya se han dado casos en países distintos al asiático de cancelación de partidos o disputa de los mismos a puesta cerrada.

Nos referimos al claro ejemplo de la Serie A italiana que suspendió seis partidos programados para el anterior fin de semana, por consecuencia del estado de alarma en el que se encuentra el país.

Es por ello que, el movimiento olímpico, ha manifestado, a través de Pound, que supone una gran decisión y que no puede ser tomada hasta que no se tengan datos fiables en los que basarse.

“Cualquier consejo que el COI está recibiendo ahora no requiere la cancelación o aplazamiento de los Juegos. Un evento de este tamaño no se anula así”, manifestó el canadiense.

No obstante, una de las propuestas que se han analizado desde el estallido de la situación ha sido el cambio de sede de los JJOO.

Opción que no cuenta con muchas probabilidades debido al escaso tiempo con el que contaría el nuevo país organizador para disponer de las instalaciones y medios necesarios para la celebración del evento.

La posibilidad de que los Juegos podrían reprogramarse para su realización en Madrid España, fue descartada uego que el propio alcalde manifestara que “Madrid, en estos momentos no tiene la infraestructura necesaria para poder albergar, aunque fuera de urgencia, unos Juegos Olímpicos”.

Quién si que se ha postulado a favor de acoger los Juegos Olímpicos en caso de imposibilidad de celebración en el país asiático, ha sido Reino Unido.

Shaun Bailey, candidato a la alcaldía de la capital inglesa, ha presentado su propuesta al COI como sede alternativa de los JJOO.

Ha manifestado que la ciudad podría estar preparada fácilmente y en un breve periodo de tiempo.

Esto se debe a que Londres fue sede de los Juegos Olímpicos del año 2012, por lo que sí que podría disponer de los medios y la experiencia suficiente para albergar la competición.