Continúa violencia en Paris: al menos 1.900 detenidos

0
1003

PARÍS, Francia- Unas 31.000 miembros de los “chalecos amarillos” manifestaban en Francia y más de 700 personas han sido detenidas este sábado, cuarto consecutivo de protestas de este colectivo antigobierno, señaló el secretario de Estado al Interior, Laurent Nuñez.

En París, donde se produjeron escaramuzas entre manifestantes y policías, se cuentan a media jornada 8,000 manifestantes y 575 detenidos, dijo Nuñez a la cadena France 2. Estas cifras son menos importantes que las de la semana pasada. Fuentes no oficiales aseguraron a los medios de comunicación que los detenidos suman ya unos 1.900.

Los agentes dispararon balas de goma y cientos de gases lacrimógenos contra los participantes en las protestas, algunos de los cuales habían incendiado varios vehículos en la zona.

Al cierre de la jornada, eministro del Interior, Christophe Castaner, dijo que 135 personas resultaron heridas, incluidos 17 policías. Castaner dijo que 1.385 personas fueron llevadas para ser interrogadas y 974 estaban bajo custodia.

Dos fotógrafos del periódico Le Parisien fueron alcanzados por proyectiles. Uno fue trasladado al hospital cuando se acercaba el atardecer en una ciudad aún en shock por los disturbios del fin de semana pasado, el peor que ha golpeado la capital francesa en décadas. Una residente de París, la profesora Francesca Testi, tuiteó un video de manifestantes rompiendo lo que parecía ser un café.

Otro periodista de radio francés, Boris Kharlamoff, tuiteó una foto de su vientre herido después de ser golpeado por una bala de goma. Ello, asegura, pese a que tenía visible una identifiación de periodista.

Varios miles de manifestantes, la mayoría de ellos hombres y vestidos con chalecos amarillos, las chaquetas amarillas de alta visibilidad que se han convertido en el símbolo del movimiento, participaron en las manifestaciones, que convergen en los Campos Elíseos alrededor del mediodía hora local. Luego, la policía utilizó cañones de agua para dispersar a la multitud.

También se prendieron fuego a los neumáticos, pero como la policía antidisturbios superó a los manifestantes en una proporción de dos a uno, no hubo ninguna de las escenas violentas que atrajeron la atención internacional hace una semana.

Según el periódico Le Soir, en la capital de Bélgica, cerca del Parlamento Europeo , tuvo lugar una pequeña manifestación de “chalecos amarillos” de alrededor de 500 personas. Las peleas estallaron entre la policía y los manifestantes y 70 personas fueron arrestadas.