Abogados denuncian ilegalidades contra Enrique Rais ante instituciones internacionales

0
1130

Los abogados Silvia de Bonilla, Hernán Cortéz y José David Campos Ventura, defensores del empresario Enrique Rais, informaron en rueda de prensa que presentarán denuncias ante el Tribunal Internacional de Justicia de La Haya, con sede en Holanda, y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, en Washington DC, Estados Unidos de Nortemérica, por una serie de ilegalidades que han venido cometiendo las autoridades salvadoreñas en el proceso judicial que se le sigue a su cliente.

“Consideramos que tanto el señor fiscal general de la República, como autoridades de la Policía Nacional Civil, como fiscales específicos en este caso, han cometido una serie de irregularidades que se han caracteriza como el derecho lo describe violaciones a derechos humanos de nuestros representados”, dijo Bonilla.

La denuncia ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), es contra el “Estado de El Salvador, donde consideramos que el señor Fiscal General de la República, como autoridades de la Policía Nacional Civil en particular, así como algunos fiscales específicos que en este caso han cometido una serie de irregularidades”, continuó la abogado Bonilla.

De acuerdo a la abogada, “esa captura que se le realiza a todos los procesados convocándoles a un citatorio a la Fiscalía, les envían un citatorio, ellos llegan, comparecen y estando allí les dicen ‘quedan ustedes detenidos’”, podría ser un Fraude Procesal, ya que, haciendo uso de una artimaña maliciosa fueron arrestados, a pesar que sus patrocinados habían mostrado en todo momento su disposición a colaborar.

Asimismo, la abogada Bonilla informó que se expondrá la alteración del acta de la captura de Enrique Rais; “en la DAN les leen un acta de derechos, donde dice que los han detenido y les han leído derechos en la DECO, lugar en el que ellos nunca estuvieron”, advirtió.

Por su parte, el abogado Hernán Cortéz dijo que una comisión llegará al Tribunal Internacional de Justicia ubicado en La Haya, Holanda, para interponer una denuncia “de carácter internacional en contra del Estado Salvadoreño y específicamente en contra de los magistrados de la Cámara Primera de lo Penal, Policía Nacional Civil y el señor Fiscal General de la República”, para denunciar las violaciones a los derechos y garantías antes mencionadas.

En el Tribunal Internacional de La Haya se denunciará que de forma arbitraria los magistrados de la Cámara Primera de lo Penal de San Salvador revocaron las medidas sustitutivas a la detención provisional que gozaban tanto el empresario Enrique Rais, así como el resto de los procesados en el mismo caso.

Los magistrados de la Cámara Primera de lo Penal de San Salvador revocaron las medidas cautelares “sin haber pedido los informes pertinentes al tribunal que otorgó las medidas de que estos estaban cumpliendo” con las mismas, cuando lo que corresponde de acuerdo a ley es la revisión de las medidas, dijo Cortéz.

Cortéz insistió en que su defendido y el resto de imputados en el mismo caso siempre cumplieron con las medidas cautelares impuestas por el juzgado de Paz, pagando la fianza y yendo a firmar una vez cada mes, de manera que no habían indicios que hicieran pensar a los magistrados que Enrique Rais podía evadir la justicia fugándose.

Además, otro de los abogados de Rais, José David Campos Ventura, agregó que ha solicitado a la Procuradora para la Defensa de los Derechos Humanos, Raquel Caballero de Guevara, que ampliara la denuncia hecha el año pasado, y se incluya a los magistrados de la Cámara Primera de lo Penal de San Salvador.

Los abogados de Rais esperan que elevar el caso de su patrocinado ante las dos instancias internacionales sirva para sentar un precedente para evitar que continúen abusos de parte de las autoridades, “es importante porque no solamente afectará positiva o negativamente al caso Rais, sino que todos los funcionarios judiciales tendrán que irse a leer y a sumarse a las recomendaciones hechas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos”, concluyeron.