Diputados oficialistas avalan al gobierno $1,500 millones de nueva deuda

0
146

La Comisión de Hacienda de la Asamblea Legislativa aprobó el lunes un dictamen favorable para autorizar al Ministerio de Hacienda a emitir nueva deuda por hasta $1,500 millones en títulos valores para financiar necesidades presupuestarias y manejo de deuda.

Marlon Herrera, director de Crédito Púbilco de Hacienda, explicó en la Comisión que los fondos obtenidos con la emisión de esta deuda “se destinarán para necesidades generales de presupuesto del estado y manejo de pasivos incluso con el fin de obtener recursos financieros que puedan apoyar a los esfuerzos y acciones del gobierno de El Salvador en la mejora de las condiciones sociales medioambientales o económicas de la población”.

Según el proyecto de decreto, el Ministerio de Hacienda colaborará con otros ministerios, agencias gubernamentales o terceros según sea necesario para elaborar cualquier proyecto social ambiental o económico relacionado con cualquier transacción en particular.

El próximo gran vencimiento de deuda de El Salvador se dará el 30 de enero de 2025, fecha en la cual el gobierno debe pagar $347 millones luego de que El Salvador aceptara la recompra de $486.7 millones de bonos con vencimientos entre 2025 y 2029. Además El Salvador debe pagar anualmente intereses de deuda de $2,500 millones.

Deuda para pagar deuda

En medio de un panorama económico desafiante, El Salvador se encuentra en el centro de la atención debido a su elevado nivel de endeudamiento. Según datos del Banco Central de Reserva, el país ha acumulado una deuda pública que supera los límites recomendados por organismos internacionales, lo que ha generado preocupación entre los expertos financieros.

El endeudamiento de El Salvador ha sido un tema recurrente en los últimos años, con un aumento constante que ha llevado a que la deuda represente una parte significativa del Producto Interno Bruto (PIB) del país. Esta situación ha generado debates sobre la sostenibilidad de la deuda y las posibles repercusiones a largo plazo en la economía salvadoreña.

La adquisición de deuda para pagar deuda existente puede tener varios riesgos:

  1. Costos de Intereses: Si la nueva deuda tiene tasas de interés más altas que la deuda original, los costos de intereses pueden aumentar.
  2. Refinanciamiento: La estrategia depende de la capacidad del gobierno para refinanciar la deuda adquirida. Si no puede refinanciarla a tasas favorables, podría enfrentar dificultades.
  3. Riesgo de Mercado: Las condiciones económicas y las tasas de interés pueden cambiar rápidamente. Si el mercado empeora, el costo de la nueva deuda podría aumentar.
  4. Presión Fiscal: El aumento de la deuda puede requerir mayores impuestos o recortes en otros gastos gubernamentales para cumplir con los pagos.
  5. Confianza de los Inversionistas: Si los inversionistas perciben la estrategia como arriesgada, podría afectar la confianza en la economía y la capacidad del país para atraer inversiones.