Fiscalía ha imputado 559.5 % más pandilleros que en el 2009

0
716

La Fiscalía General de la República (FGR) ha logrado incrementar el número de pandilleros a los que se les imputa algún delito en un 13,5 con respecto al mismo periodo del 2014.

Hasta la fecha, el departamento de Estadísticas del Ministerio Público reporta que 15,638 pandilleros han sido acusados formalmente por algún crimen.

En todo el 2014 esta cifra fue de 13.779, lo que representa un incremento de 1.859 pandilleros imputados, a la fecha.

La suma total de pandilleros imputados entre 2014 y septiembre de 2015 es 29.417, según la data ofrecida a periodistas por la FGR, lo que quiere decir que al menos el 49 % de los pandilleros que reconocen las autoridades de Defensa y Seguridad a tenido una causa y tiene un expediente penal.

En 2013, David Munguía Payés, ministro de la Defensa Nacional, dijo que en El Salvador habían unos 40.000 pandilleros. Dos años después, en julio 2015, incrementó la cifra en un 50 %, llegando a afirmar que hay al menos 60.000 pandilleros activos dentro de las fronteras nacionales. Nunca explicó de donde sacó semejante incremento.

Si el dato de sindicaciones por parte de la FGR se compara con el de 2009, cuando El Salvador era el país más violento del mundo y hubo 2.371 acusaciones, el incremento en la efectividad de la actual administración fiscal es del 559,5 %.

La PNC ha evitado informar en los últimos meses sobre la cantidad de “mareros” que alberga el país.

Lo mismo ocurre con la cifra de personas “afines” a las referidas estructuras.

En 2013, Munguía Payés manifestó que 470.000 personas, alrededor del “8 % de la población”, tenían “afinidad” con las pandillas, entre familiares, amigos y otros.

A mediados de 2015, de repente, las personas afines a las “maras” eran entre 600.000 y 700.000.

La agencia internacional de noticias EFE dijo en una de sus notas que buscó fuentes que confirmaran algunas de la cifras que ha venido dando Munguía payés, sin encontrar confirmación alguna, ni en el ministerio de seguridad y Justicia, ni en el propio ministerio de la Defensa Nacional.

Según el Instituto de Medicina Legal (IML), hasta el 5 de octubre han sido asesinadas 5.047 personas en el país, y la tendencia es al alza.