Presidente de Guatemala renuncia en medio de escándalos de corrupción

0
9168
Guatemaltecos celebran renuncia de Pérez Molina. (DigitalPhoto/Agencias/DL)

CIUDAD DE GUATEMALA (Agencias/DL) – El presidente de Guatemala, Otto Pérez Molina, renunció a su cargo tras haber sido despojado de su inmunidad, lo que derivó en que un juez emitiera una orden de detención en su contra para responder por acusaciones de corrupción que debilitaron a su Gobierno poco antes de las elecciones.

La carta de renuncia fue firmada cerca de las 19.00 hora local del martes y enviada al legislativo, dijo a Reuters el portavoz presidencial Jorge Ortega la madrugada del miércoles.

Pérez Molina, un general retirado de 64 años que había prometido “mano dura” contra la delincuencia, fue quedando aislado en las últimas semanas mientras decenas de miles de personas salían a las calles pidiendo su renuncia, indignados por los escándalos que afectan a su Gobierno.

“Es una decisión personal, para mantener la institucionalidad y enfrentar en forma individual el caso que se lleva en su contra”, dijo Ortega a Reuters por vía telefónica.

El mandato de Pérez Molina, que comenzó en el 2011, debía concluir en enero del 2016, luego de que se eligiera un nuevo mandatario en las elecciones del 6 de septiembre, que se prevé tendrán un balotaje el 25 de octubre.

El Congreso se reunirá de emergencia a las 07.00 hora local para tomar conocimiento de la renuncia de Pérez y citar al vicepresidente, Alejandro Maldonado, a fin de que tome posesión como presidente, señaló el portavoz.

Foto de archivo: El presidente de Guatemala, Otto Pérez Molina, habla durante una conferencia de prensa en la Casa Presidencial en Ciudad de Guatemala, 31 de agosto del 2015. Pérez Molina renunció a su cargo tras haber sido despojado de su inmunidad y quedar expuesto a que un juez emitiera una orden de detención en su contra para responder por acusaciones de corrupción que debilitaron a su Gobierno poco antes de las elecciones. (DigitalPhoto/Agencias/DL)
Foto de archivo: El presidente de Guatemala, Otto Pérez Molina, habla durante una conferencia de prensa en la Casa Presidencial en Ciudad de Guatemala, 31 de agosto del 2015. Pérez Molina renunció a su cargo tras haber sido despojado de su inmunidad y quedar expuesto a que un juez emitiera una orden de detención en su contra para responder por acusaciones de corrupción que debilitaron a su Gobierno poco antes de las elecciones. (DigitalPhoto/Agencias/DL)

Pérez Molina, un militar que tuvo altos cargos durante la guerra civil (1960-1996) en la cual el Ejército cometió masacres contra pueblos indígenas, está acusado de liderar una poderosa mafia aduanera junto con la ex vicepresidenta Roxana Baldetti, imputada por el caso y quien se encuentra en prisión preventiva.

Pérez ha negado las acusaciones y en las semanas previas rechazó varias veces renunciar, pese al avance de las pesquisas de la Fiscalía y la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) que lo señalan como jefe de La Línea, un grupo que cobraba sobornos por el paso de mercancías importadas sin pagar impuestos.

El ex mandatario tenía previsto acudir a las 08.00 hora local a los tribunales para enfrentar los cargos de asociación ilícita, cohecho pasivo y caso especial de defraudación aduanera.

La crisis política en el país centroamericano desató la furia de la población, empresarios y la Iglesia, y opacó las campañas para los comicios del domingo, a los que el empresario opositor Manuel Baldizón y el presentador de televisión Jimmy Morales llegan encabezando las encuestas.

090315-carta-opm

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here