Presidente Bukele confirma ataque a libertad de prensa y reconoce persecución contra El Faro

0
353

Dígalo como lo diga, el presidente de la República, Nayib Bukele, confinó este jueves que en El Salvador, los periódicos “incomodos” son sujetos de persecución política, censura y acoso por parte de las autoridades. Bukele acusó a los medios de comunicación escritos de alinearse ( y digitales) aunque negó que se trate de ataques a la prensa.

El mandatario anunció que el periódico digital “El Faro” está siendo investigado por lavado dinero y que a ello obedece que Hacienda esté requiriéndole información de sus financistas.

La presencia de algunos periodistas de los medios que le son incomodos al presidente Bukele, fue aprovechada para una reflexión sarcástica: “Lo otro que me parece interesante es que digan que aquí se ataca a la prensa, ¿y qué están haciendo todos ustedes aquí?, ¿y quién los golpeó?…“ ¿Quién les ha cerrado su negocio o los ha metido a la cárcel”. Solo eso nos faltaba.

La reflexión presidencial causó malestar y desagrado entre los periodistas invitados a la conferencia en la que Bukele aprovechó para anunciar los nombramientos del nuevo presidente de ANDA, Rubén Alemán y de la nueva embajadora de El Salvador en los Estados Unidos, Milena Escalón. A Diariolatino.net, no se le invitó a dicha conferencia ni tampoco está incluido entre los medios que reciben pauta publicitaria del gobierno.

Las amenazas a la libertad de prensa así como los ataques a la libre expresión, aunque injustificable, no son cosa nueva en El Salvador. Diariolatino.net fue excluido de las listas oficiales desde el primer día en que Mauricio Funes asumió la presidencia en 2009 y en más de una ocasión, sus reporteros fueron virtualmente “sacados” de las conferencias de prensa que este ofrecía, para favorecer a otra publicación con la que se encontraba comprometido el gobierno.

Otros tipos de censura amenazas y acoso contra los periodistas

Durante el conflicto armado en El Salvador, uno de los directores ejecutivos del diario, entonces corresponsal de la Agencia Internacional, Prensa Asociada AP, periodista Eduardo Vázquez Becker, fue víctima frecuente de atentados, secuestros y amenazas de muerte por parte de grupos extremistas de izquierda así como por grupos de derecha que no estaban de acuerdo con su forma profesional e imparcial de informar sobre los acontecimientos bélicos y políticos que se producían en el país.

30 años después de la firma de los Acuerdos de Paz, un fiscal (Douglas Meléndez) “incomodo” por la linea editorial de diariolatino.net, donde se criticaba, desagradable pero constructivamente, la costumbre de “inventar” y “montar” con pruebas falsas o adquiridas ilegalmente, casos con fines políticos (Rais-Martínez, Destape a la corrupción, corruptela y otros derivados del famoso Cártel de Téxis) y algunas veces con sospechas de cohecho, lo incluyó a nuestro director ejecutivo, sin prueba alguna, en el caso corruptela que conoce el juzgado cuarto de Instrucción de San Salvador y cuya audiencia preliminar está señalada para el próximo 21 de octubre Eso se llama acoso contra la prensa y amenazas contra la libre expresión al igual que hoy lo hace el presidente Nayib Bukele.

Ningún medio de comunicación, por importante que sea o por grande que sea su audiencia, se puede atribuir el derecho a la impunidad pero tampoco puede ser acosado con fines de callarlo; para eso existen las leyes y los tribunales independientes.

Las acusaciones del presidente Bukele contra los medios de comunicación que se oponen a su forma antidemocrática de gobernar y más específicamente contra El Faro y contra la revista, Factum, atentan contra la libertad de prensa y contra el Principio de Inocencia consagrados en la Constitución. Una situación que debe terminar de una vez por todas.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here